Tener sentido del humor es signo de inteligencia, de tener la gran virtud de saber ver las cosas desde un prisma optimista, alegre.

El sentido del humor

El sentido del olfato, el gusto, el oído, el tacto, la vista… son los que podemos situar sin titubear en un órgano concreto en un sitio específico del cuerpo.

Sin embargo, hay otros muchos “sentidos” cuya situación anatómica es más complicada de localizar.

El Sentido del Humor, por ejemplo, ¿Dónde está? ¿Todos  lo tenemos?

Las personas que destacan por ésta maravillosa virtud, sencillamente ven la vida desde otro prisma. Porque se trata de una actitud frente a las cosas.

Interpretan lo que acontece, con una mirada alegre, y eso ayuda a no dejarse derrotar, a quitar dramatismo y a salir adelante con esperanza de que las cosas puedan mejorar.

Es una potente habilidad. Observar las situaciones y ver el punto de comicidad para reinterpretar con aire desenfadado los hechos que acontecen.

Esto, proporciona gran fortaleza al que lo tiene, protege la autoestima, ayuda en el descanso,  es una barrera  contra el estrés y te hace gozar de una vida más feliz.

Está en todas las esferas, y llega a ser tan importante que se puede considerar arte,  personajes como Charles Chaplin, Groucho Marx, Quino, y tantos otros, son artistas, maestros del sentido del humor, genios que arrancan nuestras carcajadas haciéndonos partícipes de su forma de ver las cosas.

Beneficios del Sentido de humor

Nadie queremos ser tachados de no tenerlo, de tomarnos las cosas a la tremenda y de que sea difícil “hacer unas risas” con nosotros.

Tener una mirada alegre, tiene además tantas ventajas para la salud, que, aunque estemos atravesando momentos en los que reírnos se nos haga difícil, desdramatizar e intentar ver las cosas con otra actitud tiene sus recompensas:

  • Es una forma de ayudarnos a salir de situaciones complejas, de eliminar lo que más nubla la capacidad de tener claridad mental. Estoy hablando del miedo. Que cuando sirve para protegernos de peligros reales, es indispensable. Pero muchas veces, lo único que hace es encogernos y quitarnos capacidad de resolución.
  • Si conseguimos mirar las cosas con humor, cambia nuestra relación con el mundo. Elimina, relativiza, pone más en su sitio, heridas o acontecimientos que nos han ido marcando a través de nuestra historia. Abre puertas.
  • Otra ventaja importante, ayuda a tus relaciones sociales, laborales, familiares. Porque las personas que tienen la capacidad de reírse, atraen. Nadie aguanta más de lo estrictamente necesario las penas del vecino. Solo los muy amigos, y sin abusar. Porque todos necesitamos humor, risas, aligerar cargas, pasarlo bien.

Algún consejo por si necesitas incrementar tu capacidad de humor

  • Date cuenta de la importancia y los beneficios de tenerlo.
  • No intentes ser gracioso, sino divertirte.
  • Identifica cual es el tuyo, no todos nos reímos de lo mismo. Aquí hago una alerta. No hay que reírse de los demás, es una forma de hacer daño que no es admisible.
  • Si estás perdido, y conoces a gente que tiene sentido del humor, observa y aprende de su forma de ver las cosas.
  • Puedes intentar aprender algún chiste. Participa de las risas con tus amigos con alguna aportación.
  • Se consciente de no ofender.
  • Lleva un diario de risas, e intenta tener siempre en la boca una sonrisa. Intenta mirar el lado bueno de las cosas.
  • Si alguien te agrede, en vez de reaccionar con insulto, intenta que sea con humor, verás cómo actúa de forma casi mágica, quitando tensiones y estableciendo otra plataforma para solucionar problemas.
  • Aprende a no tomarte a ti mismo demasiado en serio. Reírse de uno mismo es un paso importante en este recorrido. Si tienes la nariz grande, o has perdido pelo… puede ser un momento gracioso. Te hace más humano, te acerca a los demás, además, si no tiene solución, lo mejor es aceptarte tal como eres.

El Sentido del Humor es signo de inteligencia,  aumenta la creatividad, potencia las relaciones, y te ayuda a vivir  bajo otro prisma, con otra alegría.

Alguna frase ingeniosa sobre el tema:

“No te tomes la vida demasiado en serio. No saldrás de ella con vida” Elbard Hubbard.

“Siempre recuerda que tú eres único. Exactamente igual que todos los demás” Margaret Mead.