En el Centro Médico Healthing, damos importancia a la salud intestinal, y por ello queremos compartir con vosotros la experiencia personal que tuvo nuestra enfermera Iría tras su paso por el Test de Disbiosis Intestinal.

Iría Rodriguez Ponce, en nuestro Facebook e Instagram nos relata de primera mano su experiencia personal, que le llevó a la consulta de la Doctora, y cuál fue su resultado a los pocos días de tratamiento.

Iría nos cuenta:

“Yo tenía malestar digestivo. Por más que entrenara, y que me sometiera a dietas saludables, mi estado no mejoraba.

Incluso, me sobraba algo de peso.  Hasta que me recomendaron ir a la consulta de la Dra Begoña García Conde, que me pidió unas pruebas, la Disbiosis Intestinal, donde salió un resultado que me puso en el camino de la salud.

Tras unos días de una dieta especial, y unos suplementos, por fin empecé a sentirme mejor, deshinchada, y como a mí me gusta la cocina, aproveché para hacer recetas diferentes e imaginativas utilizando los ingredientes que me van bien, eliminando los que me producían inflamación.

Hoy me encuentro fenomenal, he perdido el peso que me sobraba, y aunque ya me dejan incorporar los alimentos que en un principio me prohibieron, por ahora quiero seguir así.”

Esperamos que su generosidad al hablarnos en primera persona sirva a aquellos que tengan sintomatología digestiva.

Y es que claro, al seguir un tratamiento adecuado que desinflame, y repoble el intestino con flora saprofita, los resultados son muy satisfactorios.

“Nuestro organismo es un complejo conjunto de órganos interrelacionados entre sí, y la microbiota (conjunto de microorganismos) albergada en la mucosa del intestino y otras partes de nuestro cuerpo, actúa como un órgano más, regulando numerosas funciones, tanto nutritivas como metabólicas;

  •  la secreción de vitaminas y otras sustancias imprescindibles para la vida,
  • barrera de protección, impidiendo la invasión de otros gérmenes o el sobre crecimiento de cepas con potencial patógeno,de regulación inmunitaria.

Así pues, el desequilibrio de la microbiota se relaciona tanto con enfermedades intestinales (dando lugar a estados carenciales de vitaminas, minerales y otros micronutrientes, pudiendo incluso relacionarse con el síndrome de intestino irritable o enfermedades inflamatorias intestinales) o extra intestinales, como por ejemplo, el síndrome metabólico, la obesidad, la diabetes, las dermatitis o con las enfermedades autoinmunes.

Las causas son muy variables desde el estrés, el sobre crecimiento bacteriano en el intestino delgado (SIBO), presencia de parásitos, virus u hongos, la intolerancia a azúcares, la fermentación con producción de hidrógeno o metano y intoxicación por metales pesados u otros tóxicos medioambientales.

 Éstos son algunos de los parámetros que se deben estudiar para hacer una adecuada valoración y propuesta terapéutica en cada caso particular.”

Debido a la gran importancia de la salud intestinal, en Healthing proponemos el estudio de la Disbiosis Intestinal, lo que nos da una herramienta terapéutica de primer orden para estar seguros del tratamiento más adecuado para nuestros pacientes.