La resaca es la inevitable consecuencia de exceder la dosis de alcohol que podemos consumir. No tiene forma de evitarse, si no es controlando las copas. Pero algo podemos hacer.

La navidad es alegría, celebración, copas y …resaca. Sobrevivir a las fiestas es un desafío. Vamos a ver qué podemos hacer para contrarrestar el efecto de los excesos.

Combatir la resaca de las fiestas de navidad

Es un hecho: beber perjudica el sistema nervioso. Produce dolor de cabeza, mareo, náusea, puede provocar  vómito y causa deshidratación. El día siguiente es una tortura; cansancio, malestar, y el sistema inmune perjudicado.

La mujer y el hombre son distintos. Tienen más aguante ellos, ya que en su cuerpo tienen más porcentaje de agua que ellas. Por lo que el alcohol les “pega” más a las mujeres. Las enzimas tienen también un papel importante, dependiendo de ellas se metaboliza mejor o peor el alcohol.

Un truco para paliar los efectos del alcohol es beber agua o una bebida no alcohólica entre copas.

Que podemos hacer

Mezclar el alcohol con bebidas light no ayuda en la resaca. El azúcar de las frutas dulcifica algo el día después.

No hay trucos, suma todo el alcohol que ingieras, sea como sea. No hay que fiarse de la publicidad de algunas marcas. Se responsable.

Comer pasta antes de dormir no ayuda. Debes comer antes de beber. Pero es la grasa la que protege más, por lo que una pizza antes del gin-tonic puede ser una buena idea.

Bebe agua para combatir la deshidratación, es la única manera de frenarla.

Si te han contado que tomar  paracetamol al ir a dormir te puede ayudar, no lo creas, al revés, perjudicas el hígado.

Si crees que un chute por la mañana te arregla, entonces tienes que pedir ayuda, ya que es signo de adicción.

El café comprime las venas, por lo que puede empeorar la resaca. Una bebida energética o simplemente agua, es lo más recomendable, más si terminaste la noche vomitando.

Si los síntomas de haber bebido son graves, no paras de vomitar, sientes confusión, palpitaciones, no dudes de ir a urgencias, ya que puedes tener lesión cerebral y llegar incluso a la muerte.

En resumen, te recomendamos:

  • En primer lugar, aunque sea obvio y a veces ilusorio, ¡no te excedas!
  • Si ya estás ahí, la resaca es por deshidratación, por lo que hay que beber agua, no café, mejor infusiones, o aguas isotónicas que contienen minerales que también eliminamos en el exceso de alcohol. También caldos, por ejemplo, el que resulta de hervir verduras.
  • No creas que es el momento de forrarte a comer comidas llenas de grasa, al contrario; el hígado está para poca broma, échale una mano comiendo una dieta baja en grasa.
  • Vitamina C; no está mal tomar fruta, ¡fórrate a kiwis! Ya que ésta ayuda al hígado en el proceso de metabolizar. También la vitamina B, sobre todo B12, que encontramos en carnes, lácteos, huevos.
  • El plátano es rico en minerales como el magnesio, el potasio y el zinc, que seguro nos vienen bien.
  • Es mejor en caso de dolor de cabeza tomar ibuprofeno que paracetamol.
  • Dormir, descansar, para recuperar el ánimo y el tono muscular.
  • No quedarse en casa para siempre, ponerse las zapatillas y salir a la calle. Sudar, ayuda a eliminar toxinas.
  • Una ducha caliente, sentirse limpio, además el vapor ayuda al dolor de cabeza.

Y recuerda, tomar una copa puede ser hasta beneficioso, estar con la gente que quieres, reír y compartir momentos debería estar incluso prescrito por los médicos más estrictos, pero teniendo muy en cuenta la medida, el sentido común.

Y con todo esto, ¡a disfrutar de las fiestas de navidad!